El juego de las almohadas

.

Vas-tu l’aimer la vie ou la regarder juste passer?

.

Pues bien: juguemos.
Yo me pondré tus zapatos y tú te enredarás con mis miedos.
Tendrás que hacer que tus ojos me vuelvan a mirar como te miro yo a ti.
Soltar las palabras que de mi boca ya no se atreven a salir. A cambio,
yo guardaré silencio siendo tú.
¡Cómo me duele el rictus de tu cara! Pero tú no temas: por sonreír nunca se ha muerto nadie.
Y luego, cuando caiga la noche, mientras yo duermo como tú, te tocará conjurar al insomnio como yo, pensando en nosotros. En esos extraños y felices locos que nos creíamos ser  cuando estábamos juntos.
No solos, en la almohada de al lado.

.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s