(Re)ajustes III

Papeles. Todo trata de papeles. El papel certificado del banco. El certificado en papel del seguro. El certificado de nacimiento, el de matrimonio, el de los hijos, el de defunción… Al final, tu vida no es más que  un montón de folios certificados. Sin sello, no vale. Sin número de libro actualizado, no has nacido. Sin inscripción, no has muerto. Aunque a mí me haya roto el corazón decirte adiós.

Es increíble que, en plena era tecnológica, en la que basta con teclear el nombre de cualquier ciudadano, por más anónimo que parezca, para enterarte de sus miserias y milagros, la administración y las compañías aseguradoras, en este caso la imposible Mapfre, no sean capaces de teclear tu nombre y dar por concluidos una serie de trámites, cuyo origen per se es bastante penoso. Da igual con o sin testamento. Da igual con o sin dinero. Da igual con o sin voluntad. El caso es marearte de tal manera que, a veces, te dan ganas de tirar la toalla. La única oficina que tiene claro el asunto, que sabe a qué tecla hay que darle y que no te pide nada más que dinero es, por supuesto, la eficiente Hacienda…

En fin, que andaba yo con mis papeles, mis quejas y lamentos, cuando me encontré con Toño y Yoli. Tan sólo bastó mirarnos y saber que  los tres estamos muy tristes. Toño comentó que el día que ganó España el mundial, se acordó mucho de ti. Te imaginó en ese rincón donde compartíais el etiqueta negra. Suspiró y dijo: “¡Joder! si es que se está perdiendo todas… mira ahora a Contador…” Yoli contó que la última vez que te vio, le pediste que te hiciera sus inigualables croquetas. Fue un rato muy agradable. Nos quieren bien ese par de dos, como les llamabas.

¿Sabes? Lo bueno fue que he podido hablar de ti sin el nudo en la garganta… Bueno, al principio, cuando apareció Yoli, casi se me saltan las lágrimas, pero las contuve. Luego, pudimos recordarte con alegría… Me gustó volver a casa y darme cuenta de ello.  Parece que la tristeza comienza a encontrar su sitio…

Mientras tanto, yo seguiré tratando de encontrar el papel ganador. Ese con el que, por fin, certifiquen que ni tú estás tan muerto ni yo estoy tan viva… o ¿Es a la inversa?…

_

Anuncios

2 comentarios en “(Re)ajustes III

  1. Hacía bastante que no pasaba por aquí, y la verdad, bajo el fondo de trsteza vuelvo a notar esa ironía tan tuya. Buena señal.

    Espero darte pronto un gran abrazo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s